El blog de grupo 5

Orientación e Intermediación Laboral con Yolanda Trigueros

enero 16, 2013 − by admin − in Hoy hablamos de... − No Comments

Yolanda Trigueros es la directora del Posgrado Intermediación y Orientación Laboral que imparte el Instituto de Formación e Intervención Social (iFIS). Es licenciada en Psicología y su trayectoria profesional está marcada por la psicoterapia y el entorno de los recursos humanos desde la consultoría para grandes empresas como por ejemplo BBVA. Su rumbo cambió en el momento que decidió introducirse en el ámbito de lo social. Comenzó como orientadora laboral en la Fundación ICH y ahora trabaja en violencia de género desde la Fundación Aspacia.

En el momento actual de crisis económica y con altos índices de desempleo, hablamos con ella sobre la orientación e intermediación laboral.

¿Por qué es importante la orientación e intermediación laboral?

La orientación socio-laboral me ha parecido fundamental siempre, lo veo en la clínica todos los días, el acceso, la elección, el cambio o la pérdida de trabajo son unas de las decisiones y circunstancias más importantes que una persona puede vivir y que van a influir en aspectos fundamentales que tienen que ver con su bienestar y calidad de vida.

Cuando trabajaba en Recursos Humanos, veía muchas personas en entrevistas que estaban muy desorientadas bien en cuanto a su objetivo profesional o bien en cuanto a la forma de transmitirlo. El profesional de la intervención laboral puede aportar un gran valor para evitar frustraciones y fracasos continuados. Se trata de una profesión aún muy desconocida que ofrece la oportunidad de contar con una persona experta en el área de empleo y que acompaña en el desarrollo del itinerario socio-laboral de cada persona, ofreciéndo orientación, asesoramiento, información sobre el mercado laboral,  formación y, en algunos casos, incluso intermediación con empresas.

¿Cómo se hace la orientación laboral?

Escuchando fundamentalmente las necesidades de la persona, sus condiciones personales, sus circunstancias familiares, su deseo… El “público objetivo” del profesional del empleo puede ser cualquier persona que quiera acceder al mundo laboral, reengancharse al mismo, o que ya esté trabajando y quiera dar un giro a su trayectoria. En estos momentos, como profesionales debemos acompañar en situaciones complejas de mucha desesperanza y mucho miedo por perderlo todo o, directamente, con la realidad de “haberlo perdido todo”. Son situaciones angustiosas y muchas veces paradójicamente paralizantes donde es fácil situarse en el saber, en el yo sé lo que tú necesitas y te voy a decir lo que tienes que hacer pero eso es, precisamente, lo que debemos evitar. El objetivo de la orientación socio-laboral es potenciar las capacidades de la persona, porque las tiene, ¿y quién mejor que él o ella para decidir sobre su vida? Conociendo sus particularidades y potencialidades, se les muestra los recursos posibles para que pueda aprovecharlos, es la única forma de empoderar a esa persona y de que pueda salir de esa situación.

¿Cómo se hace en contexto de crisis en el que no existe un nicho de mercado claro?

En crisis y con la tasa de desempleo que tenemos, la orientación es más importante que nunca. Los y las profesionales trabajan con personas que llegan con necesidades reales muy extremas y muy básicas que les generan frustración, enfado, impotencia, desesperanza y que les han minado su autoestima. En este momento, como dices, no existen los nichos de mercado como antes, ahora lo que hay son oportunidades aisladas, y las oportunidades, aunque sean menos, hay que buscarlas, porque si nos paramos en el “todo está mal y nada sirve”, no se llega al objetivo que es encontrar trabajo. El objetivo fundamental del profesional es servir de apoyo en estos momentos, ya que el trabajo remunerado supone en las sociedades occidentales una seña de identidad que proporciona, entre otras cosas, un status social. Este estatus y esta identidad se ve dañada cuando se pierde el empleo y supone además pérdida de redes sociales que lleva al aislamiento. Esto, unido a sentimientos de frustración, culpa, vergüenza y paralización dirigen a un camino que la persona percibe sin salida; ahí es donde la labor de acompañamiento de los profesionales de orientación es clave.

¿Es distinta la orientación a población con riesgo de exclusión?

Bueno, hay que conocer las características de ese colectivo para poder hacer una buena orientación, desde las implicaciones legales (por ejemplo, a nivel de contratación, en el caso de de discapacidad) hasta los procesos psicológicos (en el caso de mujeres víctimas de violencia de género). Pero a partir de ahí, es lo mismo, como ya te he comentado el núcleo de la orientación es siempre un proceso basado en cada persona.

Hablando del posgrado Orientación e Intermediación Laboral, ¿cuál es su valor?

Es una formación global, integral, con contenidos prácticos y actualizados e impartida por un claustro de 25 profesionales del ámbito del empleo con amplia experiencia profesional, y con título universitario. Cuando comencé en orientación laboral, busqué formación adecuada para el trabajo que tenía que desempeñar y no la encontré. Se ofertaban cursos en los que se daba una formación muy teórica o muy específica para algunos colectivos. Lo que hemos hecho con este posgrado es integrar una visión general pero al mismo tiempo profunda de la orientación y la intermediación laboral (incluyendo los colectivos más habituales de intervención), y también el mercado de trabajo y la empresa. Además este posgrado es novedoso en Madrid, ya que es el primero con titulación universitaria.

¿Qué le dirías a alguien que quiere hacer este posgrado?

Que esta profesión tiene futuro. Y lo digo en un momento en que la mayor parte de los profesionales de la orientación laboral están en situación de desempleo. Los programas de empleo este año no han salido, pero tienen que salir próximamente. Tenemos que estar preparados académicamente, profesionalizar una labor de la que va a depender el futuro de muchas personas.

¿Cómo definirías al orientador/a laboral?

Un/a acompañante en un proceso complicado de la vida de una persona. Es un/a acompañante que va a ayudarte para que tú desarrolles las competencias personales, profesionales y sociales que te posibiliten el acceso y/o manteniendo de un puesto de trabajo adaptado a tu realidad. Como ves es una función que puede tener importantes repercusiones en la vida de una persona, por eso hay que profesionalizar esta profesión y por eso hemos creado este posgrado.





Post a Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.     ACEPTAR